Valoraciones de los veteranos de #Industriales tras el evento en la #Florida. (#Cuba, #Miami, #Madrid)

por  Blog Swing Completo

Valoraciones finales de cada uno de los integrantes del grupo de veteranos de Industriales tras el cierre oficial del evento que celebró en Estados Unidos el medio siglo de vida de Industriales en las Series Nacionales.

 

Tomado de Facebook, escrito por Yasel Porto
Aquí  los dejo con las valoraciones finales de cada uno de los integrantes del grupo de veteranos de Industriales tras el cierre oficial del evento que celebró en Estados Unidos el medio siglo de vida de Industriales en las Series Nacionales.
Armando Ferreiro (Fue el receptor y disparo el único jonrón de los azules. Se caracterizó por su energía positiva constantemente y su decisión para seguir hacia adelante).
“Esto ha sido algo único. Creo que todo fue muy bonito, y nosotros no olvidaremos nunca lo que ha pasado aquí con toda la gente y nuestros amigos que nos volvimos a ver. Agradezco a todas las personas que contribuyeron a algo tan bello”.
Pedro Medina (Primera base. Fue el hombre de la paciencia, del consejo y la palabra correcta en el momento indicado. El hombre que sin hablar demasiado, fue la guía de todo el grupo).
“El balance final de todo esto creo que es positivo. Si bien es cierto que no se pudo jugar el partido completo para que la gente de Miami pudiera ver un lindo espectáculo, considero de todos modos que se vivieron momentos inolvidables en ese mismo partido, y durante nuestra estancia aquí en Miami. Pienso que de algún modo se ve que aunque haya detractores de la idea, la mayoría de los cubanos, y sobre todo de los capitalinos, estamos unidos en la misma idea de defender a los Industriales”.
Rey Vicente Anglada (Segunda base. Uno de los más seguidos y queridos del grupo por la afición, fue como siempre, un símbolo de coraje, determinación, firmeza y hombría en cada instante).
“Yo sabía que iba a ser así. Durante mucho tiempo se ha creado una imagen incorrecta por el hecho de que no todo el mundo es malo, ni los que vivimos allá ni los de aquí es que la vida es así, en todas partes hay gente buena y gente mala. Nosotros los cubanos, debemos estar siempre lo más unido posible, y demostrar que de esa manera, respetándonos mutuamente, podemos ser mejores. Ya yo estoy en las 6 décadas, pero para mí fue un honor entregarme completamente para tratar de darles un buen espectáculo a todos nuestros compatriotas que nos fueron a ver a Tampa y en Fort Lauderdale. Gracias a todos”.
Juan Padilla (Torpedero por obligación. De los mas mediáticos del equipo, y no solo por su calidad indiscutible cuando era pelotero activo. Fue y seguirá siendo un ejemplo de sencillez, de honestidad y aunque algunos crean que no, de nobleza).
“Yo no tengo nada que reprocharle a nadie, ni a la prensa ni a los que me siguen criticando por lo que sucedió en Winnipeg. Yo vine aquí no a provocar a nadie, ni a tener problemas. Vine para lo que hice al final, a compartir con mis amigos, con la afición, a contribuir en este homenaje a los Industriales, y a que la afición industrialista de Estados Unidos, los cubanos que hoy viven aquí, pudieran sentirse bien con nuestra presencia aquí. Me disculpan aquellos que piensan que yo soy un provocador, pero la única provocación que yo pretende es que la gente venga a vernos y a compartir con nosotros, y que el amor y la amistad prevalezcan por encima de cualquier cosa”.
Lázaro Vargas (Tercera base. El manager actual de los Industriales tuvo una muestra inigualable de valentía. Fue un ejemplo de coraje y dignidad).
“Que decirte Yasel, esto fue necesario hacerlo, porque la gente de aquí también se merecía celebrar los 50 anos de los Industriales. Como iban esos aficionados y ex peloteros a participar de todas las actividades que se han hecho y hacen en Cuba, y ellos están aquí y por diversas razones todos juntos no lo pueden hacer. Por eso vinimos aquí, porque por encima de todo, son industrialistas, y eso es algo que va separado de cualquier otro pensamiento. Para mí ha sido muy emocionante. No fue ni remotamente como jugar en nuestro Latinoamericano, pero el juego y el resto de los momentos del evento, estarán siempre guardados en mi corazón”.
Javier Méndez (Jardinero central. Como es el, callado pero sabio, un hombre tan integral en lo personal, como cuando fue jugador estrella de los azules).
“Le agradezco a toda la gente linda de Miami, de Tampa, y de todos los rincones de la Florida y de este país por la acogida que nos dieron. Sé que había gente que no nos quería aquí, y que sobre todo a Padilla y a mí nos tenían el incidente de Canadá como un pretexto para rechazarnos, pero a ellos no los critico ni me molesto con ellos.
También tienen sus razones como nosotros tuvimos la nuestra. Yo creo que el respeto es lo que tiene que estar por encima de todo. Si todos nos respetamos, no tiene que pasar nada malo. Nosotros vinimos para jugar, para disfrutar con nuestros amigos, familiares y seguidores. Creo que en ocasiones se hablo demasiado de esto de Tintorero, pero igual no me molesta, yo pienso que nuestro objetivo fue cumplido, y me parece que después de esto nos hemos unido un poquito más, y no solo los industrialistas”.
Enrique Díaz (Jardinero izquierdo por obligación. La eterna sonrisa, el líder natural, el que jamás se da por vencido a pesar de los golpes, pero siempre luchador).
“Fenomenal. Esa es mi conclusión de todo. Desde el primer día que llegamos a Miami hasta el cierre del evento. No ha habido un solo momento malo que yo pueda citar. En todos los lugares que hemos estado, el recibimiento ha sido fantástico. Si bien es cierto que hubo muchos que estaban en contra del evento, el 100 % de los miles que estuvieron cerca de nosotros siempre lo que nos transmitieron fue amor. El reencuentro de muchos de mis compañeros en los Metros y los Industriales, eso fue maravilloso. No me sorprendo totalmente, pero no espere que fuera tan así. Por ello gracias de todo corazón a todos, sin excepción, porque todos contribuyeron al éxito de este evento”.
Lázaro Valle (Lanzador estelar del grupo, de hecho, el equipo pitcher que había. Fue el eterno jaranero, el hombre de la palabra filosófica y estimulante. El de las historias increíbles, pero entretenidas).
“Si hay algo lindo después de las victorias que compartí con los Industriales y el equipo Cuba, esto que ha sucedido por estos días aquí en los Estados Unidos, va a tener por siempre un espacio muy especial en mi corazón. Hacía mucho tiempo no me emocionaba tanto. Cantar ese himno ideado por Perucho Figueredo y con nuestra bella y tan defendida bandera ondeando en el estadio, y ver como la gente lloraba, eso es algo que no se puede describir. Los abrazos, los saludos, los autógrafos, el volver a compartir con muchísimos que ayer contribuyeron a la rica historia de los Industriales, mas los amigos de uno que te seguían en el Latino, o en cualquier parte. Hemos hecho como un lindo viaje todos juntos al pasado, un viaje que conto con múltiples alegrías y hasta llanto. El día que muera también llevaré en mi lecho el recuerdo de todo lo hermoso que vivimos aquí”.
Armando Capiró (Mas que todo, el gran ejemplo de todos. El hombre que combatió todas las batallas, y gano la guerra. El más admirado y querido de todos. Ese que más se acerco a la perfección como pelotero, y como persona).
“Yo vine aquí a cumplir mi misión de homenajear a los Industriales, y que las personas de aquí volvieran a vernos y ser participes de estas actividades tan importantes. Pude ver de nuevo a muchos que hacía bastante tiempo no veía, y hacer anécdotas ya casi olvidadas, abrazarlos. No olvidaré nunca todos los aplausos de la gente al verme en el estadio, y reconocerme. Gracias Industriales, gracias a ustedes, a todos porque la fuerza que me dieron todos me permitió resistir hasta el final mis problemas de salud y que yo pudiera estar junto a ustedes hasta que terminó el evento”.
Otto Ortiz (Humorista estelar, pero sobre todo, hombre orquesta en el grupo, incluidos sus chistes estimulantes y liberadores de tensión, además de ser uno de los que ideó este evento).
“Yo he sido muchas cosas toda mi vida, incluso humorista. Pero el impacto que ha tenido esto en la gente, en los peloteros, el resultado de lo que ideamos tú y yo en un lugar hace ya un tiempito, creo que se fue por encima de lo que nosotros podíamos pensar en aquel momento. Agradezco a todos los veteranos que vinieron con nosotros, porque sin ellos nada de esto se hubiese logrado, sin cada uno de esos diez que se mantuvieron firmes hasta el final, a pesar de todo. Creo que este fue el chiste más serio y lindo que he hecho en toda mi vida”.
Han hablado once de los doce que integramos esta delegación que durante meses se preparó de una u otra forma en La Habana, y que desde el 11 de agosto estuvo presente en Estados Unidos para celebrar los 50 años de Industriales en Series Nacionales. Mi criterio general y final, serán el cierre ya total de mi cobertura periodística de este evento a través de estos medios de comunicación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s